Si tienes un blog es porque hay algo que te gusta, que se te da bien y que además quieres compartir con el mundo. Puede que de momento lo compagines con otro trabajo y estés tirando de tiempo libre y horas de sueño para sacar tu proyecto adelante pero te gustaría sacar un rendimiento a todo ese tiempo y esfuerzo invertido.

¡Ha llegado el momento de poner a tu blog a trabajar para ti! y no, no te voy a hablar de anuncios, publicidad, promoción ni de links de afiliación. Estas opciones están bien como complemento pero no como fuente primaria de tus ingresos ¿por qué? porque dependes de otras personas, no tienes el control, el precio que percibes es menor. ¿Para qué perder el tiempo trabajando para la promoción y branding de otro cuando puedes trabajar para el tuyo?  Has puesto mucho esfuerzo y tiempo en tu blog, en crear una audiencia y ahora que tienes tráfico les invitas a irse por cuatro duros que te dan cuando alguien pincha un anuncio? ¡Empieza a rentabilizar e invertir en tu marca! 


5 opciones para comenzar a monetizar tu blog

1) Ofrece tus servicios:

Espero que no estés pensando ¿y qué servicio ofrezco? si tienes un blog es porque hablas de algo y si tienes audiencia es porque eso de lo que hablas es interesante. Piensa cómo puedes ayudar a alguien con un servicio personalizado.

 

  • Pros: es una manera sencilla de monetizar tu conocimiento ayudando a otros.
  • Contras: vendes tiempo por dinero= no escalable.

2) Talleres o workshops:

Pueden ser tanto presenciales (en algún centro, tienda o local) como online (mediante un webinar), se trata de preparar un tema que resulte interesante a tu audiencia. Tiene que estar enfocado a resolver un problema o una dificultad común y sobre todo debe aportar valor, de éste último dependerá su precio.

 

  • Pros: te acercas a tu audiencia, consolidas tu autoridad, tienes un alcance mayor, resulta más barato para tus clientes que el servicio personalizado y también le puedes sacar más rentabilidad.
  • Contras: realmente pocas, solo supone un hándicap si eres tímida o un poco perezosa a la hora de preparar un tema interesante.

3) Crea un curso o programa:

Sí, un curso, nada de ebooks, están ya muy vistos y su valor percibido es mucho menor, el precio también es menor y pones el mismo esfuerzo.
No hagas un curso a lo loco, haz un poco de investigación sobre aquellos problemas o dificultades que tiene tu audiencia, no los que tú creas, si no los que realmente tienen. Una vez tengas validada tu idea ponte a ello y ánimo. Aunque tardes un poco en sacar un beneficio habrás creado un producto que te aportará ingresos durante mucho tiempo.

 

  • Pros: un activo para siempre, te situarás como experta del tema y ganarás autoridad e ingresos pasivos.
  • Contras: crear algo de calidad exige tiempo, si no has validado tu idea corres el riesgo de haber invertido un tiempo, energía y probablemente dinero que no podrás rentabilizar.

 

monetizar-blog-crear-curso-online

 

4) Comunidad donde cobres una cuota mensual:

Si eres toda movedora de masas y tienes una audiencia comprometida ésta es tu opción. Consiste en crear un espacio o comunidad privada donde solo pueden acceder aquellos miembros que estén registrados (previo pago de la correspondiente cuota).  Cada dos o cuatro semanas se cuelga material nuevo (audio, vídeo, información que realmente aporte) y lo ideal es que los integrantes puedan conectar entre ellos (esto aporta, en sí mismo, un gran valor).

 

  • Pros: beneficios estables, interactúas y conoces más a tu comunidad.
  • Contras: compromiso de crear contenido/material de mucha calidad en unos plazos muy marcados.
¿Qué precio puedo poner de cuota? la respuesta es depende, depende del valor que ofrezcas. He visto cuotas desde 7€/mes hasta 500€/mes. Piensa que las personas que asistan tienen que sacar una rentabilidad x10 de lo que han invertido. (Esta rentabilidad no se mide solo por lo económico, sino también por su utilidad, por la felicidad que aporta o por cómo alguien mejora su vida)

 

5) Vende productos físicos:

Si eres una artistaza de las manualidades y artesanía, te dedicas a la repostería creativa o a cualquier actividad en la que crees algo físico, esta puede ser una opción para expandir tu marca en el mundo offline.
  • Pros: es una manera de diversificar y rentabilizar tus conocimientos y habilidades.
  • Contras: no es escalable, no lo puedes automatizar y tienes que dedicar tiempo al tema de envíos, gestionar devoluciones y posibles clientes insatisfechos.
Aquí tienes cinco propuestas, escoge con la que más cómoda te sientas y convierte tu hobby en unos ingresos extras y con el tiempo, en tu profesión.
¿Y tú cómo monetizas tu blog? ¿Te gustaría incorporar alguna opción más?

 

 

Laura del blog Healthy Freedom

 

 

Diseñoblogs

 

No te puedes perder...

¿Y lo bonito que es compartir ?
Email this to someone
email
Pin on Pinterest
Pinterest
Share on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
The following two tabs change content below.

Ana María

Mamá, bloguera y emprendedora por sorpresa con alma inquieta. El diseño es mi pasión y la redes sociales mi hábitat preferida. Mi misión: ayudar a otros bloggers a crear su proyecto online de una manera creativa, personalizada y profesional.

Descubre las "7 Claves para tener un negocio online Rentable y Visible con menos de 200 visitas diarias"

 

El tamaño, en este caso, no importa, sino el compromiso de esas visitas

Al Suscribirme acepto

Muchas gracias por suscribirte. Revisa tu email para confirmar tu suscripción y recibir tu regalo. Un saludo